Los espacios de doble o triple altura se han convertido en un icono de la modernidad. Proporcionan una gran sensación de volumen y una dramática amplitud.
Tanto en edificios residenciales como públicos, este elemento arquitectónico siempre es capaz de cambiar nuestra percepción del espacio, proporcionando luminosidad y diferences perspectivas.




el vestíbulo, un espacio social para los hoteles

Atrás quedaron los días en los que el vestíbulo de los hoteles era solo un espacio de transición entre el ámbito exterior a la habitación de los huéspedes. La recepción es ahora un centro social, el corazón y el epicentro de un hotel.